miércoles, 29 de noviembre de 2017

HEREJÍA - Placer y frío intenso en PALENCIA.

     
        Encuentro furtivo de dos amantes en la fría ciudad de Palencia...Sonidos de zanfoña leonesa y jota castellana...El sol quiebra el hielo de la humedad nocturna...Noche de placeres prohibidos...imposible conciliar el sueño por los jadeantes sonidos orgásmicos de una sirena transmutada en placer para un salvaje Ulises...Astudillo está cerca en la meseta norteña donde se vislumbra a lo lejos los Picos de Europa y sus senderos donde retozan los oseznos a punto de invernar entre las primeras nevadas...Exposición de arte plástico homenajeando a un maestro mistérico de la abstracción creativa...Alejandro Mieres y esos seres escondidos entre células ardientes y difíciles de extinguir como son los seres Extremófilos...Soportales de una calle Mayor donde pasean hombres y mujeres en silencio intuyendo la cercana Navidad consumista...Los terratenientes campesinos fornican con la burguesía provinciana decadente y compran el décimo de la lotería de Navidad para alimentar una tradición ante la imponente catedral románica de transición al gótico...Ruta entre los andurriales asfaltados de infinitas iglesias monumentales...Vibraciones enfermizas pululan en el museo farmacéutico instalado en un antiguo hospital del Medioevo...Terratenientes y decadentes burgueses se agrupan y se esconden con odioso elitismo en un impresionante casino modernista donde se prohíbe la entrada a los que no son socios de sus juegos prepotentes.



    
          Y este poeta se siente aturdido ante un convento de clausura estricta, donde las mujeres se esconden entre hábitos negros y meditaciones místicas; Las Claras donde la herejía se plasma en su obra de arte mas adorada





                                         y me siento aturdido
                                                                          confuso
                                                                                       no reacciono
                                                                                       un
                                                                                       despojo
                                                                                       yaciente
un
simple
cadáver
momificado
uñas
de
animal
salvaje
madera
articulada
¡Y los fieles se postran ante él!
                                                  meditan
                                                               rezan
                                                                        y lloran
                                                                                     ¡Herejía!
¡Dios mío!
¿Qué han hecho de ti?
mis manos tiemblan de inquietud
soy un creyente no creyente
tu estás en lo mas adentro del alma
ni siquiera necesitas mis letras poéticas para manifestarte
¡Eres Luz!
¡Eres la nada!
¡Eres el que no tiene nombre!
¡Eres la víscera planetaria!
ni tan siquiera necesitas oraciones
¡Cristo es amor y vida!
¿Por qué te transmutan en muerte?
¿Por qué utilizan los huesos de un cadáver para adorarte?
¡Dios mío!
regreso a mi cuerpo humano
para seguir escribiendo
y seguir amándote como un poeta que se apaga.

        Prosa poética y poema escrito "A vuela ordenador" la mañanada del Miércoles, 29 de Noviembre del 2.017.
                          -Joseba Ayensa (poeta-cantor.)-




1 comentario:

  1. J.A. un verdadero poeta cantor!
    "soy un creyente no creyente": eccepional invencion de palabras que son una idea!

    ResponderEliminar